Clicky

Cuba representa un paradigma que no se puede definir fácilmente bajo la óptica con la que se miden todas las instituciones institucionales. Fidel Castro, quien ya tiene 88 años se encuentra apartada de la actividad gubernamental.

Su hermano, Raúl Castro, dirige ahora los destinos de esta nación tan particular. Y si bien lo universa requeriría la instauración del sistema democrático legítimo, las medidas llevadas a cabo ahora solo suponen un impasse hacia el siguiente camino.

Cuba recibió recientemente a Vladimir Putin con todos los honores, en armonía con lo que siempre sucedió históricamente. Fue el encuentro presidencial más relevante desde que Bill Clinton se encontrase con Fidel Castro en el año 2000. Raúl Castro hizo lo mismo con Barack Obama en 2013.

No obstante, la isla ha visto desde entonces solo algunas modificaciones, incluso desde la crisis de lo balseros que tanto preocupó al mundo. Al parecer, hasta que no desaparezca del todo el padrinazgo de Castro, estas situaciones no cambiarán demasiado.

Las medidas de Raúl Castro

Algunas prohibiciones han sido levantadas para alivianar algunas de las situaciones que más han preocupado al pueblo. Una de las modificaciones más relevantes ha sido suprimir una gran cantidad de documentos que requerían los cubanos para hacer llevar a cabo un viaje.

También se pueden contar la reducción de los mandatos políticos y estatales a dos períodos de cinco años. Sumado a esto se ampliaron a 178 las actividades de trabajo, con el fin posibilitar las chances laborales.

En materia de consumo se levantó el veto a la adquisición de automóviles y viviendas y se aprobó la entrega del usufructo de tierras para dinamizar la agricultura y la construcción de viviendas. Ahora también se les permite a los cubanos compras teléfonos celulares y alojarse en hoteles internacionales.

Todas estas medidas pretenden alivianar la situación del pueblo. Sin embargo, sigue habiendo gran disconformidad debido a la falta de libertades democráticas y de las continuas limitaciones de la prensa.

El ámbito internacional reclame que se instauren los procesos democráticos para considerarlos parte de la comunidad internacional.

El paradigma no explicado

Si bien el reclamo por los derechos democráticos es legítimo, Cuba no pude definirse solo bajo una óptica. Es una pequeña isla que ha conseguido mucho, con muy pocas cosas.

En el filme Psycho de Michael Moore, queda claramente revelado que la pequeña isla cuida la salud de sus habitantes, mejor de lo que lo hace Estados Unidos. En Cuba se encuentran centros especializados que son líderes en el mundo.

Y si bien no es encomiable la falta de libertades cívicas, es conocida su educación irrestricta y gratuita.

Cuba encontrará por sí sola, el mejor camino como lo dicta el derecho de autodeterminación de los pueblos. Al resto de nosotros nos toca solo no juzgar desde un solo punto de vista.